El Ayuntamiento respalda que un inversor italiano quiera abrir un centro comercial

El Ayuntamiento respalda que un inversor italiano quiera abrir un centro comercial
El Ayuntamiento ha acogido con muy buenos ojos que un inversor italiano se haya interesado por Málaga para establecer en el corazón de la ciudad un centro comercial que podría reunir a algunas de las principales firmas de moda de toda Europa, como ayer adelantó este periódico. La concejala de Comercio, Esther Molina, reconoció que «en estos momentos, cualquier inversor que venga a la ciudad con un proyecto de esas características me parece positivo, porque es una buena iniciativa que sirve para crear empleo y que supone un apoyo para el comercio del Centro Histórico».
Molina apuntó que, si se trata de una iniciativa «potente y seria», tendrá un gran valor para Málaga donde, a su juicio, se necesita una apuesta de este tipo para potenciar el turismo de compras. «Lo que necesitamos es todo aquello que potencie el turismo de consumo y el gastronómico», añadió la edil, quien argumentó que la ciudad ha experimentado un notable cambio con el asentamiento en ella de grandes superficies que dan trabajo a muchos autónomos.
«Es muy importante que el turista que nos visita, especialmente el de los cruceros, reserve horas para hacer turismo de compras en la ciudad, y esto nos podría ayudar», añadió la concejala, quien comentó que, lejos de suponer una competencia para los comercios tradicionales del casco antiguo, la iniciativa del inversor italiano podría servir para atraer más gente.
Competencia
Por su parte, la presidenta de la Asociación de Comerciantes Centro Histórico de Málaga, Trinidad Fernández-Baca, apuntó que, pese la crisis, los precios de los edificios del casco antiguo son tan elevados que solo pueden ser asumidos por grandes empresarios o inversores. Sobre si la iniciativa les puede suponer una competencia, manifestó que es algo «relativo» porque, a su juicio, el principal problema que tienen en estos momentos es la aprobación por parte del Ayuntamiento del área de afluencia turística que dará libertad horaria a cinco grandes superficies y 1.200 comercios.
Como ayer avanzó SUR, uno de los edificios por los que este inversor italiano ha mostrado interés es La Equitativa, aunque también baraja otras ubicaciones alternativas.
Fuente: DiarioSur.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *